Desabilitar precarga

El ejercicio previene y frena la pérdida de visión por la edad

El ejercicio previene y frena la pérdida de visión por la edad

Los beneficios que tiene el ejercicio físico para la salud son conocidos: mejora desde las enfermedades cardiovasculares hasta la salud cognitiva

Los beneficios que tiene el ejercicio físico para la salud son conocidos: mejora desde las enfermedades cardiovasculares hasta la salud cognitiva. Lo novedoso es que también podría tener efectos positivos para la salud ocular, así lo sugiere una nueva investigación de la Universidad de Virginia, que señala que la actividad física disminuye la pérdida de visión relacionada con la edad.

Los investigadores de la universidad han demostrado, a través de pruebas experimentales, que el ejercicio puede frenar, o inclusoprevenir, la degeneración macular. El nuevo estudio fue publicado en la revista científica ‘Investigative Ophthalmology & Visual Science‘.

«Desde hace mucho tiempo se ha cuestionado si mantener un estilo de vida saludable puede retrasar o prevenir el desarrollo de la degeneración macular«, explica Bradley Gelfand, uno de los investigadores estadounidenses en declaraciones citadas por New Atlas. «La forma en que esa pregunta ha sido respondida históricamente ha sido a través de encuestas a personas, preguntándoles por su dieta y por cuánto ejercicio estaban realizando».

Resultados prometedores

Este tipo de estudios son propensos a tener errores de comunicación por parte de los encuestados y no implica necesariamente un vínculo causal.

Para intentar ser más certeros en la investigación, Gelfand y su equipo realizaron una serie de experimentos con ratones para investigar si el ejercicio afecta directamente a la degeneración macular. Se compararon dos grupos de ratones, un grupo con una rueda de ejercicio en la jaula, y otro grupo sin la rueda. La naturaleza voluntaria del ejercicio fue importante ya que el ejercicio forzado ejerce una serie de respuestas de estrés que podrían influir negativamente en los resultados.

Después de cuatro semanas, los investigadores utilizaron el láser para inducir una forma de daño ocular llamada neovascularización coroidea, un factor importante en muchas formas de pérdida de la visión relacionadas con la edad que implica un crecimiento excesivo de los vasos sanguíneos en cierta parte del ojo.

La degeneración macular impide la visión central del ojo
La degeneración macular impide la visión central del ojo

A través de dos experimentos, los investigadores descubrieron que el crecimiento excesivo de los vasos sanguíneos en los ratones que hacían ejercicio era entre un 32 y un 45 por ciento más bajo que en los ratones sin acceso al ejercicio voluntario.

Reduce la inflamación

Todo esto en última instancia sugiere que una pequeña cantidad de ejercicio parece ofrecer resultados preventivos directos contra ciertos tipos de pérdida degenerativa de la visión. A pesar de que no está claro qué mecanismo molecular específico logra esta protección macular, una hipótesis es que el ejercicio confiere efectos inmunomoduladores que pueden reducir las posibles acciones inflamatorias que sustentan la degeneración macular relacionada con la edad.

«El siguiente paso es analizar cómo y por qué sucede esto, y ver si podemos desarrollar una píldora o método que le dé los beneficios de la actividad física sin tener que hacer ejercicio«, señala Gelfand. «Estamos hablando de una población de bastante edad, muchos de los cuales pueden no ser capaces de llevar a cabo el tipo de régimen de ejercicio que puede ser necesario para ver algún tipo de beneficio».

 

Tomado de:

 

 

Share: